Radius: Off
Radius:
km Set radius for geolocation
Buscar

Piensa Bien y Te Sentirás Bien

Piensa Bien y Te Sentirás Bien

Las personas solemos pensar que los hechos externos (lo que nos sucede) impacta sobre nuestras vidas produciendo emociones: rabia o satisfacción, alegría o tristeza. Según esta idea existiría una relación directa entre suceso y emoción. Así por ejemplo, si mi pareja me abandona me sentiré triste, si mi vecino me insulta me sentiré ofendido. Es decir hay una relación lineal de causa-efecto entre hecho y emoción, lo cual no es realmente cierto. La verdad es que entre los hechos externos y los efectos emocionales existe una instancia intermedia: LOS PENSAMIENTOS. Si uno se deprime por el abandono de su pareja no es por el hecho en sí, sino porque uno se está diciendo así mismo: “¡Me he quedado solo, esto es horrible, voy a ser un infeliz! y estas ideas producen en uno la emoción correspondiente, en este caso, miedo, desesperación y depresión. Entonces es la interpretación del abandono, el diálogo interno lo que a uno lo deprime, no el hecho de que su pareja se haya marchado. Por otro lado, también habrá gente, que frente al abandono de su pareja, ¡haga una fiesta!

Entonces en general, el esquema correcto de nuestro funcionamiento mental es:

HECHOS EXTERNOS → PENSAMIENTOS → EFECTOS EMOCIONALES.

Epícteto decía:

Nos no afecta lo que nos sucede, sino lo que nos decimos acerca de lo que nos sucede.

La mayoría de personas tiene la impresión de que los hechos producen de forma automática las emociones y este error es el principal enemigo del crecimiento personal. Otro ejemplo puede ser: “Las acciones de Juan me alteran los nervios” y obviamente esto es un error. José no es quien me altera los nervios, ¡soy yo quien se altera! porque en me digo a mi mismo: “¡Esto es intolerable! ¡No lo puedo soportar!. Estos pensamientos son los que me alteran, no las acciones de Juan. Por otro lado habrá otras personas que tienen otro diálogo interno que no les afectará en absoluto las acciones de Juan.

La clave está entonces en ser conscientes de los pensamientos que se nos cruzan por la mente cuando algo nos sucede y que estos pensamientos sean positivos, en el sentido de tomar las cosas con tranquilidad, sin exagerar; pues cuando nuestro pensamiento es exagerado, dramático o catastrófico, nos produce miedo, depresión o ansiedad. Es difícil tener pensamientos positivos cuando tenemos arraigados creencias irracionales.

Las creencias irracionales de las que hablamos son muchas, pero se incluyen dentro de este grupo de creencias establecidas por el psicólogo Albert Ellis: “Debo hacer las cosas bien y merecer la aprobación de los demás; los demás deben actuar de forma considerada y justa; y la vida debe ofrecerme unas condiciones buenas y fáciles para que pueda conseguir lo que quiero”.

Las creencias irracionales se caracterizan por:

  • Ser falsas (por exageradas).
  • Ser inútiles (no ayudan a resolver problemas).
  • Producir malestar emocional.

Existen personas que viven cada semana anticipando tantos desastres que pierden la salud, no solo mental sino también física. Para la persona con pensamientos positivos la vida es sencilla, pero para las personas que tienen creencias irracionales la vida es muy complicada, difícil y dolorosa.

Un diálogo interno positivo o negativo se aprende en la infancia por influencia de nuestros padres y de nuestro entorno más cercano. Si hemos tenido padres cariñosos, optimistas y que nos alentaban a seguir adelante ante cualquier tropiezo, fortalecía nuestra autoestima y generaba un diálogo interno positivo en nosotros. Todo lo contrario ocurría con padres desafectivos, autoritarios o maltratadores.

Sin embargo lo esencial es que en cualquier momento, a cualquier edad todos podemos cambiar nuestra modalidad de pensamiento para hacerla más positiva y constructiva. Todos podemos re-educarnos para alcanzar la calma y la felicidad.

Nota: Extracto del libro: “El arte de no amargarse la vida” de Rafael Santandreu.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con