Radius: Off
Radius:
km Set radius for geolocation
Buscar

Habilidades Esenciales para la Vida según la OMS

Habilidades Esenciales para la Vida según la OMS

La OMS (Organización Mundial para la Salud) define las principales habilidades para la vida:

1. Conocimiento de si mismo

Es el reconocimiento de si mismo del carácter, fortalezas, debilidades, gustos. El desarrollo de un mayor conocimiento de uno mismo ayudará a reconocer los momentos en que se está preocupado o tenso.
El autoconocimiento es la capacidad que tienen las personas de saber quiénes son, qué quieren o no quieren y qué les complace o disgusta. También les ayuda a reconocer las situaciones estresantes.

2. Capacidad de establecer empatía

Es la capacidad de imaginar cómo es la vida para otra persona, aún en una situación con la que no se está familiarizado. El ser ernpático ayudará a aceptar a otros que sean muy diferentes y mejorará las interacciones sociales, por ejemplo en situaciones de diversidad étnica.
La capacidad de experimentar empatía es la habilidad de una persona para imaginar cómo es la vida de otra persona en una situación muy diferente de la primera. Ayuda a las personas a entender y aceptar la diversidad y mejora las relaciones interpersonales.

3. Capacidad de comunicarse en forma efectiva

Tiene que ver con la capacidad de expresarse, tanto verbal como no verbalmente y en forma apropiada con la cultura y las situaciones que se presentan. La comunicación efectiva también se relaciona con la capacidad de pedir consejo en un momento de necesidad.
Esta capacidad ayuda a comunicar a los otros, verbalmente o de otra forma, sus sentimientos, necesidades e ideas.

4. Capacidad para establecer/mantener relaciones interpersonales

Ayuda a relacionarse en forma positiva con las personas con quienes se interactúa, a tener la destreza necesaria para iniciar y mantener relaciones amistosas que son importantes para el bienestar mental y social, a mantener buenas relaciones con los miembros de la familia, fuente importante de apoyo social, y con la capacidad de terminar las relaciones en una forma constructiva. Esta capacidad ayuda a las personas a interactuar de modo positivo con las personas con quienes se encuentran a diario, especialmente con los familiares.

5. Capacidad para tomar decisiones

Ayuda a manejar constructivamente las decisiones con relación a la vida de la persona. Esto podría ser positivo en términos de la salud de la población, si las personas toman sus decisiones en forma activa, evaluando las opciones y los efectos que éstos podrían tener. La habilidad de toma de decisiones es parte de los modelos de prevención de embarazo y de prevención de las ITS. La capacidad para tomar decisiones los ayuda a evaluar sus posibilidades y a considerar cuidar las diferentes consecuencias de sus elecciones.

6. Habilidad para resolver problemas

Permite enfrentar en forma constructiva los problemas de la vida. Los problemas importantes no resueltos pueden causar estrés mental y generar por consiguiente tensiones físicas. Ayuda a las personas a buscar soluciones constructivas a sus problemas.

7. Capacidad para pensar en forma creativa

Contribuye en la toma de decisiones y en la resolución de problemas, permitiendo explorar las alternativas disponibles y las diferentes consecuencias de nuestras acciones u omisiones. Ayuda a ver más allá de la experiencia directa. El pensamiento creativo ayuda a responder de manera adaptativa y con flexibilidad a las situaciones que se presentan en la vida cotidiana.
La capacidad de pensar en forma creativa es indispensable para tomar decisiones y resolver problemas. Permite que exploren todas las alternativas posibles y sus consecuencias. Ayuda a ver más allá de su experiencia personal.

8. Capacidad de pensar en forma crítica

Es la habilidad para analizar la información y experiencias de manera objetiva. El pensamiento crítico contribuye a la salud ayudando reconocer y evaluar los factores que influyen en las actitudes y en el comportamiento, tales como, los medios masivos de comunicación y las presiones de los grupos de pares.
La capacidad de pensar en forma crítica ayuda a ros estudiantes a analizar objetivamente la información disponible junto con sus propias experiencias. Esa capacidad permite que las personas reconozcan los factores que influyen en su comportamiento, como los valores sociales, la influencia de los compañeros y la influencia de los medios de comunicación masiva.

9. Habilidad para manejar las propias emociones

Ayuda a reconocer las emociones personales y las de los otros, a estar conscientes de cómo las emociones influyen en nuestro comportamiento y a responder a ellas en forma apropiada. Las emociones intensas, corno la ira o la tristeza, pueden tener efectos negativos en nuestra salud si no se responde a ella en forma adecuada.

La capacidad de controlar las emociones permite que las personas reconozcan sus emociones y la forma en que influyen en su comportamiento. Es de particular importancia aprender a manejar las emociones difíciles corno la violencia y la ira, que pueden tener consecuencias desfavorables para La salud.

10. Habilidades para manejar las tensiones o estrés

Ayuda a reconocer las fuentes de estrés y sus efectos en la vida y a realizar acciones que disminuyan las fuentes de estrés. La capacidad de manejar la tensión y el estrés es la mera habilidad de las personas de reconocer las circunstancias de la vida que les causan estrés.

Los programas de habilidades para la vida se han desarrollado principalmente en grupos de niños y adolescentes, pero por su naturaleza y características es indudable que son de utilidad en todos los grupos de edad como un elemento de desarrollo integral de las personas.

Cuando las personas ponen en práctica sus habilidades para la vida significa que puedan actuar con autonomía en las actividades habituales y en las relaciones de grupo, desarrollando las posibilidades de tomar iniciativas y establecer relaciones afectivas. También, que pueda colaborar en la planificación y realización de actividades de grupo, aceptar las normas y reglas democráticamente, respetar los diferentes puntos de vista y asumir las responsabilidades que le corresponden.

La enseñanza de las Habilidades para la Vida no trata sólo de fortalecer la capacidad de las personas para enfrentar dificultades, sino que fomenta y estimula el desarrollo de valores y cualidades positivas. Esencialmente, las Habilidades para la Vida tienen que ver con las relaciones, con nosotros mismos, con las demás personas y con el mundo que nos rodea. Esta respuesta busca formar mujeres y hombres críticos, autónomos, respetuosos, tolerantes, conscientes de la realidad que los rodea y comprometidos con su transformación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con